En la reciente cumbre de Líderes de América del Norte,  Estados Unidos, México y Canadá,  acordaron implementar una Ventanilla Única de Comercio Exterior, con la cual un trámite de importación o exportación de una aduana  de un país sería válido por la aduana de otro país.

El comercio entre los países de la región TLCAN, sumó en el 2015, 1.1 billones de dólares, y para el presente año enfrentó una caída de 8. 7%.

“México y Canadá estamos en un proceso de ventanilla única bastante maduro y estamos esperando que Estados Unidos pueda implementar y consolidar su ventanilla única, para entonces comenzar a trabajar en una forma trilateral”, dijo Ricardo Treviño, administrador general de Aduanas de México.

Los tres países desarrollaran conjuntamente un estudio para priorizar y proponer estrategias de implementación con base en insumos provistos por los usuarios, que permitan determinar hasta qué punto se podrá alcanzar esta homologación.